Just another WordPress.com site

Aparcar en México DF no es tarea sencilla, debido tanto a la gran cantidad de coches que circulan como a la escasez de lugares de estacionamiento. Por eso, además de los parking públicos y privados y de las zonas con parquímetros (sí, en Ciudad de México también existen los parquímetros, unos 4.000), existe el servicio conocido como “Valet parking”, que equivaldría más o menos al del aparcacoches.

La mayoría de establecimientos, ya sean tiendas, restaurantes… cuentan con varias personas que trabajan como “Valet parking”, haciéndose cargo del coche mientras su dueño hace una compra, realiza un trámite o va a comer. Y es que hasta las farmacias, los gimnasios o las clínicas cuentan con servicio de “Valet parking”.

A diferencia de los aparcacoches que nosotros conocemos, los “Valet parking” tienen una tarifa fija, que paga cada conductor. Suele estar en torno a los 20-40 pesos (de 90 céntimos de euro a 1’20 euros).

Aunque a primera vista parece una buena solución, lo cierto es que son muchas las personas reticentes a dejar su coche a un “Valet parking”. No tanto porque piensen que se van a llevar el coche, sino más bien por miedo a robos o a golpes en el vehículo. Y es que, en muchos casos, no hay sitio para aparcar todos los coches y los dejan en cualquier sitio, en doble fila o, incluso, subidos a la acera.

Además, hay muchos “Valet parking” que se creen los dueños de la calle, y no permiten estacionar a los vehículos si los conductores no les pagan. Lo que hacen, por ejemplo, es colocar garrafas de agua o algún otro objeto de gran tamaño en los sitios disponibles, para que nadie puede aparcar si no están ellos.

Otra figura similar al “Valet parking” es la conocida como “Viene viene”. La diferencia radica en que los “Viene viene” trabajan por su cuenta, es decir, que no dependen de ningún establecimiento. También suelen colocar objetos en los sitios libres, indicando a los conductores dónde pueden aparcar agitando un pañuelo o un trapo. Y, si no hay sitio, el conductor deja el coche en doble fila y los “Viene viene” los van aparcando según vayan quedando sitios libres.

En cualquier caso, la verdad es que tanto los “Valet parking” como los “Viene viene” te pueden sacar de un apuro; si tienes que realizar un trámite y vas con prisa y no encuentras sitio para aparcar, te bajas, les dejas las llaves del coche y ya está.

 

viviryconocermexico.wordpress.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: